Pasear tranquilamente por Madrid, observando lo que vamos encontrando, siempre depara alguna sorpresa, siempre encuentras algo nuevo. Puedes ir caminando por la calle de Serrano y de pronto, al cruzar la calle Ayala, ver una iglesia que no conoces, entrar… y encontrar obras de arte maravillosas y una interesante historia.

Las iglesias de Madrid están llenas de obras de arte magníficas, que sus párrocos y asistentes en la mayoría de los casos están encantados de mostrar y explicar todo lo que sobre ellas conocen.

Esta Semana Santa que comienza quizá sea un buen momento para descubrirlas.

por Mercedes Gómez

Anuncios