La iglesia del Santísimo Cristo de la Fe, antes iglesia de Incurables del Carmen, es una de las más antiguas de Madrid y también de las más modestas. Se encuentra en la calle de Atocha número 87, esquina a la Costanilla de los Desamparados, y forma parte del conjunto construido entre los años 1592 y 1620.

En sus inicios, a finales del siglo XVI, allí hubo un hospital, a comienzos del XVII acogió al Colegio de los Desamparados, que atendía a niños huérfanos, y después aquí estuvo instalado un hospital para hombres, el Hospital de los Incurables de Nuestra Señora del Carmen.

Mucha historia esconde este inmueble. La casa contigua a la iglesia durante un tiempo fue imprenta, propiedad de María de Quiñones, viuda de Juan de la Cuesta. Un espléndido relieve de 1905, obra del escultor Lorenzo Coullaut Valera que representa a Don Quijote y a Sancho Panza, recuerda que allí en el año 1605 se imprimió la primera edición del Quijote. Actualmente es la sede de la Sociedad Cervantina.

La iglesia fue construida en tiempos de Felipe III, y aparece representada en el Plano de Texeira con la fachada casi tal como la podemos contemplar hoy.

Plano de Pedro Texeira. 1656.

1 de abril 2010

Incendiada durante la guerra, posteriormente fue restaurada y acogió durante un tiempo a la Parroquia de San Salvador y San Nicolás, hasta que ésta pudo trasladarse a su sede original, igualmente reconstruida, en la plaza de Antón Martín.

Después cayó en un estado de abandono y poco a poco se fue deteriorando, cuentan que en su interior ruinoso los vagabundos se refugiaban e incluso encendían fuego para calentarse. Hasta que el Arzobispado cedió la iglesia al Ayuntamiento, y éste a su vez en 1974 la cedió a la Hermandad de Cruzados de la Fe, quienes desde entonces se han hecho cargo de su cuidado y restauración.

La buena noticia fue que en 1981 el edificio fue declarado Monumento Histórico-Artístico.

La portada del templo es muy sencilla, adintelada, sobre ella dos grandes ventanales con rejería, muestra de la excelente forja madrileña del siglo XVII, y arriba una espadaña rematada por un frontón triangular, que carece de campanario.

Tras la entrada, las puertas de madera labrada, restauradas, aún muestran el escudo real como en la época de los Austrias.

Entre 1984 y 1987 la iglesia fue objeto de una completa restauración. Se trata de un templo con una sola nave con bóveda de cañón, adornada con yeserías. El Altar Mayor fue restaurado en 1999.

Altar Mayor, con el Cristo de la Fe

En el presbiterio se conserva otra de las pequeñas joyas de esta humilde iglesia, una reja del siglo XVII que probablemente comunicaba con el coro. Otro recuerdo del pasado es una bonita vidriera.

Recientemente se ha recuperado la Capilla de San Nicolás, espléndido ejemplo del barroco madrileño, que fue añadida a la iglesia original avanzado el siglo XVII.

En cuanto a las imágenes, la mayoría son modernas, fueron realizadas en los años 40 del siglo XX, cuando el edificio fue reconstruido. La Oración en el Huerto es obra del escultor Víctor González Gil y fue creada en 1946.

Del mismo autor es La Flagelación, de 1944. Tras ella, la vidriera conservada del siglo XVII.

Y la imagen titular, el Santísimo Cristo de la Fe, obra de 1941 del escultor José Capúz, realizada en madera según la tradición de los Cristos crucificados castellanos del siglo de Oro.

Es la imagen que la Cofradía del Silencio del Santísimo Cristo de la Fe y Hermandad de Cruzados de la Fe porta en procesión cada Viernes Santo, junto a la imagen de Nuestra Señora de los Dolores, propiedad de la cercana Parroquia de El Salvador y San Nicolás.

El itinerario de la Procesión del Silencio es uno de los más bonitos de la Semana Santa madrileña, transcurre por el Barrio de las Letras:

Desde la Iglesia, por la calle de Atocha llega a la plaza de Antón Martín, donde se encuentra la parroquia de El Salvador y San Nicolás, plaza de Matute, calle de las Huertas, Plaza de Santa Ana, calle del Prado, calle Echegaray, calle Huertas, calle León, calle Lope de Vega, estación de penitencia frente al Convento de las Trinitarias, Costanilla de las Trinitarias, calle Huertas nuevamente, Costanilla de los Desamparados y entrada en la Iglesia del Santísimo Cristo de la Fe.

Es solo una de las varias procesiones que estos días recorrerán Madrid, la cita mañana Viernes Santo, a las 19,00 h.


Texto y fotografías : Mercedes Gómez

Anuncios