Queridos amigos:

¡Cumplimos tres años!. Una vez más me decido a escribir unas líneas para celebrarlo y agradecer vuestra compañía durante estos últimos doce meses. En cierto modo, cada año ha sido distinto, pero cuando llega este día 16 de enero solo se me ocurre decir : gracias.

En este largo y bonito camino, hemos visitado edificios, jardines, iglesias, museos…  hemos conocido escultores, arquitectos, pintores, algún poeta… Hemos contemplado, ¡por fin! -aunque con una cierta desilusión-, parte de los restos de la Fuente de los Caños del Peral, hemos asistido a la apertura al público del Palacio de Cibeles… hemos descubierto muros de pedernal en el subsuelo, y mágicos pasadizos, hemos dedicado tiempo a charlar sobre el origen de Madrid… y muchos de nosotros, con nuestros comentarios, hemos intentado darle a nuestra ciudad ese cariño que, como a veces decimos, tanto necesita.

Igual que el pasado año, en la madrugada de Año Nuevo recibí un correo de wordpress, salpicado de fuegos artificiales, con el informe de la actividad anual, una ilusión de colores cerca de las 5 de la mañana 😉 Además de números (visitas, comentarios y ese tipo de cosas) hablaban de personas, los posibles lectores, y eso fue lo más emocionante. De la mayoría no conozco vuestro nombre, algunos sois visitantes ocasionales. Otros habéis decidido quedaros y convertiros en amigos, desconocidos y silenciosos. Todos sois muy bienvenidos por supuesto, aunque es una alegría comprobar día a día que algunos sois muy fieles, que estáis ahí para lo que se tercie 🙂 , que no dudáis en participar y animar esta tertulia con vuestra conversación y ocurrencias.

En fin, me vais a permitir que le dedique un agradecimiento especial a Pedro Jareño, compañero de fatigas. Llevamos ya mucho tiempo trabajando juntos, desde mayo de 2010, y hemos escrito entre los dos muchos artículos, algunos de ellos para mí inolvidables, así que, para lo bueno y para lo malo, este blog es también suyo. Por experiencia se que trabajar en equipo es una de las cosas más difíciles que existen, pero con él resulta facilísimo. ¡Gracias Pedro!, contigo aprendo mucho y, lo que es mejor, siempre me divierto.

Muchas gracias a todos,

saludos y besos

Mercedes

Anuncios