You are currently browsing the monthly archive for octubre 2019.

Uno de los varios edificios que Miguel Fisac construyó en la Colina de los Chopos para el CSIC fue el Centro de Física Miguel Antonio Catalán.

Recordemos que Fisac había construido la Capilla del Espíritu Santo sobre el Auditorio de la Residencia de Estudiantes. El auditorio estaba formado por un salón de actos, sala de conferencias, biblioteca, salas de lectura y aulas especiales, ordenado el conjunto en torno a un patio-claustro con una fuente en el centro, claustro que el arquitecto conservó, pues junto a su sencillez le pareció precioso, realizado con gran sabiduría por el arquitecto Arniches, como él mismo escribió.

El claustro, salvado, permaneció junto a la capilla y hoy pertenece al Centro de Física formado por tres institutos, uno de ellos el Instituto de Óptica “Daza de Valdés”, proyectado en 1948.

Los muros exteriores del edificio son de ladrillo y los forjados de hormigón armado.

El único elemento en la austera fachada de ladrillo que permite imaginar lo que encontraremos en el interior es la entrada cóncava de granito; veremos las formas curvas experimentadas por Fisac en muros, techos y mobiliario, que luego utilizaría en otros edificios, como el extraordinario Centro de Estudios Hidrográficos.

El interior guarda los espacios que proyectó Fisac y las huellas de la decoración primitiva, sobre todo el uso de la cálida madera y algunos muebles, en el vestíbulo y otras estancias.

La joya es el antiguo bar, que conserva su diseño y el mobiliario creado por el arquitecto, con la chimenea conocida como “la nariz”.

El techo curvo revestido de varillas trenzadas de avellano y las lámparas.

La forma de los muebles igualmente se adapta a las paredes curvas. Las tapicerías no son las originales pero se renovaron imitándolas.

Otro espacio singular, diseñado también por Fisac, es el que alojaba la biblioteca, ahora casi vacío, donde nos cuentan está previsto instalar un museo.

Destaca el singular techo.

Y algunos de los muebles que aún se encuentran aquí.

Acabamos donde comenzamos, en el claustro que Fisac salvó, que hace tiempo vimos tras un cristal desde la iglesia del Espíritu Santo. Y hoy podemos contemplarlo desde su interior. Como dijo el arquitecto, es precioso.

Por: Mercedes Gómez

——-

Bibliografía:

FISAC, Miguel.“Instituto de Óptica Daza de Valdés”. Arquitectura, nº 102. Madrid,1950.
“Instituto de Óptica Daza de Valdés, de Miguel Fisac”, Arquitectura, nº 241, Madrid, 1983.
Arquitectura de Madrid. COAM, 2003.

Queridos amigos:

Tengo el placer de daros una buena noticia, la nueva web del Instituto de Estudios Madrileños ya se encuentra abierta a disposición de todos.

La página nos informa sobre la historia del Instituto, estatutos, etc. Y un calendario de eventos nos permitirá seguir puntualmente todas sus actividades.

Aún está en construcción pero ya se pueden visitar y descargar contenidos importantes, como algunos ejemplares de los Anales, «la publicación más referenciada de la historiografía madrileña» que se ha publicado de forma ininterrumpida desde 1966. Este año 2019 se publicará el tomo LVIII.

Igualmente podremos acceder y descargar los libros con los textos de las Conferencias que el IEM ha organizado a lo largo de los últimos cursos. Ya están disponibles los ciclos desarrollados en torno a Santa Teresa, Cervantes, Carlos III y el cardenal Cisneros.

Un lujo, para todos los investigadores, estudiosos y aficionados a la historia de Madrid. Espero que sea de vuestro interés y lo disfrutéis.

Aquí, en su nueva dirección: institutoestudiosmadrileños.es

Mercedes Gómez

 

 

 

Se ha inaugurado el Salón du Connaisseur en su edición de otoño, en la calle de Velázquez nº 12, para coleccionistas, amantes del arte o simplemente curiosos que queramos disfrutar, incluso aprender, en una deliciosa exposición de arte moderno y contemporáneo.

En esta ocasión se incluye un exquisito Gabinete de Antigüedades, con obras de Rusiñol, Casas y otros importantes autores, así como mobiliario y otros objetos.

Ramón Casas. “Retrato de dama” (1864).

Grandes nombres del arte moderno, Joaquín Sorolla, Miró, Giacometti, Gargallo, Zóbel…

Luis Gordillo. “Sin título”.

El arte contemporáneo está representado tanto por artistas consagrados, como Manolo Valdés o Luis Feito, como por jóvenes promesas.

Valdés. “Mujer con sombrero”

Junto a los artistas españoles en esta edición encontramos también algunos nombres internacionales como el singular Banksy.

Bansky. “Wall off hotel” (2017)

Se puede visitar hasta el domingo 20 de octubre, de 12 a 21 h.

La entrada es gratuita.

Salón du Connaisseur
Calle Velázquez, 12

 

Mercedes Gómez

Hace ya más de dos años que contamos la historia de Puerta Cerrada, una de las puertas más importantes de la muralla medieval y el torreón hallado tras el derribo del edificio en el nº 4 de la plaza, y en el interior del edificio colindante en la Cava Baja nº 4. Era un ejemplo más de cómo a partir del siglo XV Madrid creció alrededor de la muralla adosando los edificios a ella. Podemos recordarlo aquí.

Ahora tengo el placer de poder actualizar la información y mostraros el bello, antiquísimo torreón y parte del lienzo de la muralla que se dirige hacia Puerta de Moros.

Tal como imaginábamos, la torre es espectacular. Como decía entonces, no existe nada semejante en todo Madrid, un torreón casi completo de la muralla medieval. Es un monumento, declarado bien de interés cultural, que merece ser conocido y contemplado.

La torre, de forma semicircular, como todas las más de cien que formaban parte de la muralla cristiana madrileña –al contrario que las construcciones militares islámicas que solían ser cuadradas–, fue construida en mampostería de sílex y piedra caliza. Se puede contemplar en todo su esplendor en el interior del local de la Cava Baja nº 4 que ocupa la planta baja y el primer piso del inmueble.

Se conserva una de las ventanitas o saetera, y en su interior, me cuentan, la escalera de subida hasta ella. Es emocionante imaginar cómo sería su aspecto y recordar su función en el Madrid medieval, hace más de nueve siglos. La calle, actual Cava Baja, era la cava o foso de la muralla que no olvidemos formaba parte de la fortificación defensiva del Madrid cristiano desde finales del siglo XI.

Hace más de ocho años, en 2011, a raíz de unas obras apareció el gran hallazgo. El primer piso del edificio entonces estaba destinado a vivienda. La torre estaba oculta tras los muros al fondo de ambos pisos, el bajo, a pie de calle, y el primero. Como ya vimos, se eliminó el testero que tapaba los restos y se realizaron los obligados trabajos arqueológicos, siendo documentados el lienzo y la torre pertenecientes a la muralla de los siglos XI-XII.

Con el fin de conservar y cuidar el hallazgo y garantizar su contemplación completa se produjo el cambio de uso del primer piso, de vivienda a local comercial. Si recuperara su uso como vivienda se volvería a adosar a la muralla; nuevamente la torre, o parte de ella, quedaría oculta y eso hay que evitarlo para poder dejar el monumento a la vista en toda su imponente altura, tal como ahora se puede admirar.

Ese mismo año la propiedad solicitó licencia de apertura para dar uso al local en el sector de la restauración. La Dirección General de Patrimonio de la Comunidad de Madrid emitió un informe indicando las obras que debían realizarse.

Como es preceptivo, en 2013 la comunidad de propietarios inició las obras de reparación y refuerzo estructural de la torre y lienzo de muralla. También se iniciaron obras para la rehabilitación del local.

El grave e incomprensible problema para los propietarios, que han invertido en la obra mucho tiempo, dinero y por supuesto ilusión, es que desde el mencionado año 2011 los trámites, solicitud de permisos, etc. parecen no tener fin, son muchas las trabas, y no se consigue el permiso para reanudar las obras y poder abrir el local.

Lo que ellos desean, y quieren transmitirnos a todos, es poder llevar a término el proyecto, abrir su restaurante. Y que el tesoro histórico y arquitectónico, insistimos, único en Madrid, quede a la vista de todos los que deseen, deseemos, disfrutarlo.

Ojalá lo consigan, y las administraciones faciliten encontrar una solución. Será una gran noticia ver ese estupendo local rehabilitado por fin, con ese precioso monumento, el torreón de la Cava Baja, una de las construcciones más antiguas de la villa de Madrid, probablemente la segunda más antigua, tras la muralla islámica.

Mercedes Gómez

Contacto

artedemadrid@gmail.com

Política de privacidad

Lee nuestra Política de Privacidad antes de introducir tu dirección de correo-e para recibir notificación de nuevas entradas

Contenido del blog

Los textos y fotografías publicados en este blog están a disposición de todos aquellos a quienes puedan interesar.
Pueden ser utilizados, citando su procedencia y a su autor.
No deben ser utilizados sin autorización en ninguna publicación con ánimo de lucro.

Contenido protegido por el Registro de la Propiedad Intelectual de la Comunidad de Madrid.

© Mercedes Gómez

Archivos

Estadísticas del blog

  • 3.020.124 Visitas totales

Sígueme en Twitter

@ArteEnMadrid